Empresas y estadounidenses blancos abrazan la protesta en las redes sociales

Por EFE miércoles 3 de junio, 2020

EL NUEVO DIARIO, NUEVA YORK.- El debate sobre el racismo generado en Estados Unidos por la muerte de George Floyd a manos de la Policía se dirime en las calles, pero también en las redes sociales, donde el sector empresarial y la población blanca se han movilizado de una forma sin precedentes para exigir justicia, informaron este miércoles  en medios locales.

“Esto parece diferente”, explica a Efe Emma Hovel, una diseñadora gráfica de Nueva York, que compara la situación con el estallido del movimiento #MeToo. “Son dos problemas que todos sabíamos que estaban ahí, pero muchos, sobre todo gente más mayor, pensaban que era casi imposible lograr algo. Esto tiene un tamaño que da la sensación de que algo realmente puede cambiar”.

Plataformas como Instagram y Twitter se han llenado en los últimos días de mensajes de apoyo a los manifestantes, de llamamientos a donar a organizaciones vinculadas a las protestas y de reflexiones sobre la violencia policial de la que son objeto los afroamericanos.

Muchos de ellos provienen de activistas y personas habitualmente comprometidas a través de las redes, pero muchos otros son de ciudadanos anónimos, gente poco dada a tratar en sus perfiles asuntos políticos o sociales, que ahora sienten que tienen que pronunciarse públicamente.

EL SILENCIO ES COMPLICIDAD

“La realidad es que vivimos nuestras vidas en redes sociales y, si guardas silencio aquí, donde la gente que está en tu vida pero que no te ve a diario interactúa contigo, estás señalándoles tus prioridades”, explica Julia, una joven neoyorquina a través de Instagram.

“White silence = white violence” (“Silencio blanco = violencia blanca”) es una consigna compartida por ella y por otros muchos para urgir a todos sus conocidos a posicionarse de una manera mucho más clara en contra del racismo y de la violencia policial.

Las redes ya se habían llenado de apoyo a esta causa en años anteriores y tras otras muertes de personas negras a manos de agentes que conmocionaron al país, pero nunca con este volumen.

Este martes se produjo el que es hasta ahora el ejemplo más claro de esta nueva movilización, con las redes sociales como Instagram tiñéndose de negro en solidaridad con el movimiento Black Lives Matter (“Las vidas negras importan”, en inglés).

Empresas, famosos y ciudadanos de a pie dejaron por un día de subir sus fotos cotidianas para sustituirlas por una imagen en negro bajo el lema “Black Out Tuesday”, una iniciativa impulsada por la industria musical, pero que caló entre toda la sociedad.

Pero ya antes de eso, el sector empresarial de Estados Unidos, a menudo reacio a entrar en cuestiones sociales y políticas que puedan presentarle problemas, había dado un paso al frente.

LAS EMPRESAS SE PRONUNCIAN

Sin importar el ámbito, muchas de las grandes compañías del país han utilizado en los últimos días las redes para denunciar el racismo y la violencia policial contra los afroamericanos.

Muchas no han dudado en utilizar la etiqueta #blacklivesmatter, a pesar de que ese lema ha sido muy criticado durante los últimos años por amplios círculos de la sociedad estadounidense, sobre todo los más conservadores, que han respondido con sus propios #AllLivesMatter (“todas las vidas importan” o #BlueLivesMatter (en referencia a los agentes de policía).

“Quedarse callado es ser cómplice. Las vidas negras importan. Tenemos una plataforma y tenemos un deber de hablar por nuestros miembros negros, empleados, creadores y artistas”, tuiteó Netflix recientemente.

Hulu, propiedad de Disney y uno de sus rivales en el sector del streaming, escribió: “Apoyamos las vidas negras. Hoy y todos los días. Los vemos. Los oímos. Y estamos con ustedes”.

El canal HBO, mientras, ha sustituido temporalmente su nombre de usuario en Twitter por la etiqueta #BlackLivesMatter.

La firma deportiva Nike, que el pasado año ya provocó un importante debate con una campaña protagonizada por Colin Kaepernick, el jugador de fútbol americano que en 2016 comenzó a hincar la rodilla mientras sonaba el himno estadounidense para denunciar la injusticia racial, también ha querido pronunciarse.

En un video, la empresa dio la vuelta a su tradicional lema “Just Do It” (“Simplemente hazlo”), cambiándolo por “For once, Don’t Do It” (“Por una vez, no lo hagas”).

“No pretendas que no hay un problema en Estados Unidos. No ignores el racismo. No aceptes que se nos roben vidas inocentes. No pongas más excusas. No pienses que esto no te afecta. No te quedes sentado y en silencio”, señalaba el mensaje.

Muchas otras compañías, desde enormes bancos como Citigroup a pequeños negocios familiares de todo el país, también se han sumado a la lucha con campañas y donaciones.

En un país muy fracturado, naturalmente, las redes sociales son también territorio crítico con las protestas, con llamamientos a la mano dura, sobre todo por parte de partidarios del presidente, Donald Trump, y equiparando a quienes salen a las calles a denunciar el racismo con quienes han aprovechado la coyuntura para cometer destrozos y saqueos.

Anuncios
Apple Store Google Play
Continuar