“El señor de los cielos”

Por Pedro Rene lunes 11 de mayo, 2020

Pocos son los escritores que han escrito sobre pandemias a lo largo de nuestra historia; uno de esos pocos, fue el francés Albert Camus (Premio Nobel de literatura 1957); Camus escribió: “La Peste”, esta novela es recreada en la ciudad argelina de Oran, contando la historia de cómo unos médicos descubren el sentido de la solidaridad en la labor que realizan. Muchos críticos dan como un hecho de que la novela de Camus fue inspirada en la epidemia de cólera que vivió esa ciudad en el año 1849.

De modo que, los grandes exterminadores de la especie humana han sido los virus y las bacterias, y más aun los que han provocado grandes epidemias. Por ejemplo: el sarampión había matado 200 millones de personas antes de que la vacuna se introdujera en 1963; la mal llamada “peste española” de 1918 en apenas dos años liquidó entre 50 – 100 millones de seres humanos; también el VIH (SIDA) se llevó muchas vidas mientras se propagó a lo largo de cuatro décadas; también cabe mencionar  la actual pandemia global que nos aqueja, COVID-19 de la cual todavía estamos contando los muertos.

Sin embargo, los virus y las bacterias, esos grandes asesinos de personas no han logrado acabar con la especie humana. La fe, la esperanza, la ciencia, la unidad y la solidaridad han sido determinantes para que juntos hallemos la luz al final del túnel, en cada crisis sanitaria que no has tocado manejar a lo largo de la historia; y es esa misma solidaridad de la que hablaba Camus en su obra “La Peste” la que nos ayudará  a salir airosos de esta pandemia.

Solidaridad: es la bandera que ha enclavado Gonzalo Castillo en todo el territorio nacional y en el exterior. Gonzalo comenzó trayendo insumos médicos desde China para distribuir en los centros de salud y a la población en general ; siguió trayendo a dominicanos que se habían quedado varados en tierras lejanas , trajo desde deportistas de elite y médicos , pasando por predicadoras evangélicas hasta llegar a unos humildes pescadores  en Jamaica . Y como si todo esto fuera poco, está llevando alimentos a los más necesitados y últimamente ha llevado a cabo un plan de acción para higienizar y fumigar el territorio nacional.

Usted se puede preguntar: ¿Cómo puede criticarse que alguien ponga su empresa (Helidosa/Aeroambulancia) al servicio de los demás? ; Pues sí, lo han criticado… ¿Quiénes? Pues quienes cuando comenzó todo esto y cuando la gente más necesitaba, duraron 12 días sin salir de casa, a darle la cara y echarle una mano a la gente; los mismos dueños de Cementos Santo Domingo y  que no le han reparado ni siquiera el piso a una familia pobre en esta situación de calamidad que nos aqueja a todos.

Y como empecé con Albert Camus, también quiero terminar con él…

“Algo que se aprende en medio de las plagas: que hay en los hombres más cosas dignas de admiración que de desprecio”. (La Peste) Albert Camus.

 

Por: Pedro René Almonte Mejía

Anuncios

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar