El Salvador espera que en EEUU se ratifique ley para ciudadanía a migrantes

Por EFE jueves 13 de junio, 2019

EL NUEVO DIARIO, San Salvador.- El Parlamento de El Salvador expresó este jueves que espera que el Senado de EE.UU. ratifique una ley que da acceso a la ciudadanía a los amparados por los programas de Acción Diferida a Llegados en la Infancia (DACA), Estatus de Protección Temporal (TPS) y Partida Forzada Diferida (DED).

La Cámara Baja estadounidense dio la semana pasada luz verde a la medida que beneficiaría a miles de salvadoreños y que fue aprobada con 237 votos a favor -todos los demócratas y siete republicanos- y 187 en contra, y que ahora necesita el visto bueno del Senado, controlado por los conservadores.

Ante esto, el Congreso salvadoreño manifestó su “beneplácito por la aprobación en la Cámara Baja” y expresó su “esperanza de que el Senado ratifique la decisión”.

“Esperamos que las autoridades salvadoreñas y estadounidenses continúen dialogando con el propósito de encontrar soluciones que propicien una migración ordenada, segura y el respeto a los derechos humanos de nuestros compatriotas”, señaló el Órgano Legislativo en un comunicado.

Además, indicó que la aprobación de esta medida “constituirá un acto de equidad y justicia, ya que la población salvadoreña beneficiada con los programas antes mencionados está constituida por gente honesta, trabajadora y respetuosa de la ley estadounidense”.

La legislación se evaluará próximamente en la Cámara Alta, que cuenta con una mayoría republicana que probablemente rechazará varios de los puntos de la medida aprobada.

El DACA, promulgado por el expresidente Barack Obama (2009-2017), protege a sus beneficiarios de la deportación y en ciertos casos les otorga un permiso de trabajo temporal y les permite acceder a un permiso de conducir, unos beneficios que deben renovar cada dos años.

El presidente estadounidense, Donald Trump, anunció que DACA debía terminar el 5 de marzo del año pasado si el Congreso no llegaba a un amplio acuerdo sobre inmigración, aunque no llegó a expirar porque varios tribunales obligaron al Gobierno a mantenerlo vivo.

Por su parte, el TPS fue creado en 1990 y a través de él, el país concede permisos de forma extraordinaria a los ciudadanos de naciones afectadas por conflictos bélicos o desastres naturales.

El programa DED es similar al TPS y permite aplazar la deportación de personas que podrían correr peligro de ser enviadas a los países donde hay inestabilidad política o desastres naturales.

El 28 de febrero pasado, el Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU. (DHS, en inglés) extendió hasta enero de 2020 el amparo migratorio del TPS para los más de 190.000 salvadoreños.

Por su parte, los beneficiarios salvadoreños del DACA rondan los 30.000.

Anuncios

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar