El presidente Talon ganó los comicios de Benín con más del 86 % de los votos

Por EFE martes 13 de abril, 2021

EL NUEVO DIARIO, COTONU.- El jefe de Estado de Benín, Patrice Talon, ha ganado las elecciones presidenciales del pasado domingo tras obtener el 86,36 % de los votos, informó hoy la Comisión Electoral Nacional Autónoma (CENA).

De esa manera, Talon conseguiría un segundo mandato de cinco años, según los resultados provisionales publicados por la CENA, que aún debe validar el Tribunal Constitucional.

Su dos rivales, el exministro Alassane Soumanou y una figura disidente de la oposición, Corentin Kohoué, lograron el 11,29 % y el 2,35 % de los sufragios, respectivamente.

Según la CENA, la participación fue del 50,17 %, inferior al 65 % registrado en las elecciones de 2016.

Más de 5,5 millones de votantes fueron llamados a las urnas el pasado domingo en Benín, país modelo de democracia y estabilidad política en África occidental, aunque sólo pudieron elegir entre las tres candidaturas aceptadas por la CENA, a diferencia de las más de treinta validadas en las últimas elecciones presidenciales.

El gran favorito era Talon, un magnate del algodón de 62 años, quien competía con dos rivales poco conocidos.

Pese a la fama modélica de Benín, la oposición y organizaciones no gubernamentales y la sociedad civil han reprochado al mandatario su deriva autoritaria y el retroceso en materia de derechos humanos.

Además, la tensión había aumentado en el país en los últimos meses por la marginación de la oposición, pues entre enero y marzo varios candidatos fueron detenidos, como la exministra y miembro del partido opositor Los Demócratas (LD) Reckya Madougou, acusada de “financiación del terrorismo”.

Asimismo, las protestas estallaron la pasada semana en varias ciudades, principalmente bastiones de la oposición, donde los manifestantes bloquearon carreteras y saquearon propiedades progubernamentales.

Candidato independiente y uno de los hombres más ricos de África subsahariana, el magnate llegó al poder en 2016 tras ganar en la segunda vuelta a Lionel Zinsou, delfín del entonces presidente saliente, Thomas Boni Yayi (2006-2016), que no podía presentarse a un tercer mandato al no estar permitido por la Constitución.

Tras su llegada a la jefatura del Estado, Talon prometió que sólo ocuparía el sillón presidencial durante un mandato, e incluso intentó modificar la Constitución a ese efecto -siendo bloqueada la reforma por la Asamblea Nacional-, pero a mediados de enero de este año anunció su candidatura a un segundo mandato.

En abril de 2019, Benín celebró elecciones legislativas sin la oposición, tras la autorización de la CENA a participar sólo a dos partidos afines a la Presidencia.

Estas elecciones tuvieron la abstención más alta hasta la fecha, de un 77 % frente al 35 % de las anteriores legislativas.

Al menos cuatro personas murieron el día de la votación y el 2 de mayo en una manifestación, según Amnistía Internacional, que denunció arrestos arbitrarios y “una represión poselectoral inquietante”.

En abril de 2020, el país africano celebró elecciones municipales, en las cuales únicamente fueron elegidos seis alcaldes de la oposición, de los 77 totales.

“La sociedad civil beninesa no ha sido escuchada, a pesar de la movilización tras la situación de exclusión de los partidos políticos de la oposición”, declaró a Efe Ralmeg Gandaho, presidente de la ONG Cambio Social Benín.

“Es todo menos un orgullo para nosotros -añadió Gandaho- ver que Benín, que durante mucho tiempo ha sido un modelo de democracia en África, se ha convertido en un país con un parlamento compuesto por diputados de un solo bando”.

Apple Store Google Play
Continuar