El covid del seguro

Por Felix Correa

De acuerdo a la charla ofrecida en COPADES (Consejo de Planificación y Acción para el Desarrollo) por el Dr. Guillermo Bolado, exvice de la Superintendencia de Seguros de Argentina, con vasta experiencia en los temas de seguros, hay en la actualidad una pandemia que afecta el sector asegurador.

En este encuentro el Dr. Bolado expuso de forma magistral varios puntos, los cuales desde su óptica se están convirtiendo en una pandemia mortal.

A continuación, enumero cada uno de los mismos y de nuestra parte agregaremos algunos más, ya que hemos analizado el mercado asegurador con relación a aseguradora, intermediario y cobertura.

El primer punto a tratar son las problemáticas de algunas aseguradoras que no pagan los siniestros, las que pagan montos de indemnización a su antojo y las que pagan con retraso, sin importar lo que indica la ley de seguros.

Segundo punto es la Irresponsabilidad de los Intermediarios de vender coberturas insuficientes y colocan pólizas a sus asegurados en Aseguradoras que no cumplen.

El tercer punto son las   aseguradoras con precios de seguros muy por debajo de una tarifa técnica, y el poco control del Organismo regulador.

El cuarto punto tratado por el Dr. Bolado son los asegurados y/o terceros que inflan sus presupuestos de reclamos con el objeto de lucrarse al momento de recibir una indemnización.

A los puntos tratado por el ex Vice de la Superintendencia de Argentina yo les quiero agregar las denuncias que hemos hecho hace más de 12 años a través de este medio, radio y televisión:

Tiene que ver con las coberturas de responsabilidad civil para los casos de daños a la propiedad ajena (DPA), lesiones o muerte a personas y/o pasajeros; según la Resolución 010-2002 de la Ley 146-02 que regula el Seguro en República Dominicana, la cobertura para responder a los daños ocasionados por concepto de choque, lesiones o muertes son de 100,000.00/100,000. 00/200,000.00 para automóviles y 250,000.00/250,000.00 /500,000.00 para camiones.

Hasta aquí podemos verlo bien hasta que le pongamos números a los daños, sin contar las muertes que no se reparan, pero las sentencias que emite un tribunal podrían llegar hasta 5 millones, por lo que usted, de no tener una cobertura de Responsabilidad civil exceso, tiene el riesgo de perder parte o todo su patrimonio.

Un punto que no debemos dejar de mencionar es el hecho de que al momento de que un asegurado va a una aseguradora a reclamar el daño que otro le causó recibe una propuesta casi indecente, pera citar un caso, a presupuestos de reparación de 100,000.00, ofrecerle 14 mil o 16 mil, lo que constituye una burla para el que no tiene conocimiento.

Otro punto que agregamos son los tantos vehículos que transitan en nuestras calles sin seguro, desafiando no solo a las autoridades, sino soportando un riesgo que no pueden cubrir, por lo que muchos se van a la fuga cuando tienen alguna colisión, pudiendo ocasionar un siniestro mayor.

Agrego a esto que por un asunto de seguridad ciudadana las autoridades deben tomar carta en el asunto, ya que, por la falta de respuestas en dichos casos, la gente en la calle en los casos de choque quiere que quien le chocó aun tenga seguro, le pague de inmediato, provocando esto riñas peligrosas.

En este último caso es pertinente que las aseguradoras les expliquen a los reclamantes que las coberturas de responsabilidad civil no se indemnizan sin la autorización de un tribunal, o más bien una sentencia que debe agotar el debido proceso; una vez el reclamante sabe eso se asesora con un abogado y comienza el proceso.

El Dr. Bolado sugiere un esquema de vacunación de tres dosis para poder combatir dicha pandemia.

La primera dosis es la ética, todas las aseguradoras deben ser monitoreadas con relación a la moral, no solo los números que entran y salen, sino el cumplimiento a sus asegurados.

Otra de reflexión orientada a depurar a todos los jugadores que afecten el sector con dichos actos.

Dígase: aseguradora, intermediarios y asegurados.

Y una tercera dosis de buena fe. Y aclaro que uno de los principios fundamentales del seguro es precisamente la máxima buena fe.

Tenemos un sector asegurador fuerte y seguro, pero es necesario que la gente siga confiando en el mismo, para eso deberíamos ser los más diáfanos posible.

 

Por Félix Correa

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar