“El clóset”, una crítica a la burocracia y debilidades de la Iglesia Católica

Por EFE martes 31 de julio, 2018

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- Casos como el del nuncio Wesolowski, el obispo de Brujas, Roger Joseph Vangheluwe; el del Padre Edward Joseph Smith; el sacerdote Luis Sierra; el polaco Wojciech Gil o quizás películas como The Magdalene sisters (2002), la ganadora del Oscar Spotlight (2016), La duda (2008), Líbranos del mal (2006) sirvieron de inspiración para que el director criollo Miguel Vásquez realizará su sexta producción cinematográfica, y no solo por los abusos de parte de miembro de la iglesia católica a la feligresía, sino también por la burocracia y misterios que se aplica para manejar una crisis interna.

“El Clóset” es el título con el cual Vásquez ha nombrado este largometraje protagonizado por Anthony Alvarez, quien es el único actor frente a la cámara, pero no significa que sea un monólogo, ya que con sus voces y llamadas telefónicas veteranos de la actuación como Francis Cruz, Ernesto Báez, Miguel Bucarelly, Luis José Germán, Omar Ramírez y Verónica Núñez participan en el drama de noventa minutos de duración que llegará a los cines del país este jueves 2 de agosto.

Aunque su creador se declara ser católico, no quiso desaprovechar las múltiples denuncias y problemas que han salido a la luz pública para presentarla en la pantalla grande en un cine experimental que lo sube de nivel dentro de sus competidores, sacándolo de la casilla que se había ganado como el peor director de la historia local con sus creaciones Éxito por Intercambio (2003), Historia del Béisbol Dominicano (2009), Lío de falda (2012) y La Tragedia de Río Verde (2018).

Aunque por su título, muchos pensarán que es una historia de un sacerdote que se declara homosexual, pero en verdad “El Clóset”, escrita también por Miguel, es todo lo misterios y situaciones que durante siglos ha tenido que enfrentar, y muchas veces ocultar, la iglesia católica, no la religión, sino la institución que ha preferido callar ante el mal que han cometido sus miembros para conservar su imagen y privilegio.

El odio ante la iglesia, el respeto para la religión y la fe, y el miedo de los gobiernos y políticos ante el vaticano son tocados en el primer protagónico de Anthony Álvarez, y que demostró que su talento no ha sido aprovechado por otros productores en el país.

Anuncios

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar