EEUU transporta a través de RD méxicano acusado de narcotráfico y conspiración

Por El Nuevo Diario viernes 5 de mayo, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- Las autoridades estadounidenses utilizaron la República Dominicana para transportar ese país a un mexicano que estaba preso en España y que era reclamado por la justicia de Estados Unidos, acusado de conspiración y distribución de toneladas de cocaína y de otros estupefacientes.

El mexicano Juan Carlos Sánchez Romo de 32 años se había refugiado en España donde fue capturado por las autoridades de esa nación Europea y posteriormente un juez ordenó su extradición a territorio norteamericano, donde era reclamado por Estado Unidos bajo los cargos de conspiración y distribución de toneladas de drogas, “cocaína”.

Sánchez Romo, fue trasladado al país, en el vuelo 65- 01 de la línea aérea Iberia, procedente de Madrid, España el cual aterrizo a las 3 y 11 minutos de la tarde de este viernes en el aeropuerto Las Américas.

Una hora después, el extranjero fue trasladado en un vuelo privado hacia San Diego, California donde será presentado ante un juez federal estadounidense para que responda por los cargos que le imputa la justicia estadounidense.

La extradición desde la República Dominicana del Mexicano Juan Carlos Sánchez Romo, había sido coordinada por la Procuraduría General de la República, la Dirección General de Migración y el Cuerpo Especializado de Seguridad Aeroportuaria (CESAC).

Se explicó que la entrega del recluso, quien vino en tránsito a territorio dominicano se circunscribe en conformidad al artículo 17 del nuevo Convenio de Extradición vigente entre la República Dominicana y Estados Unidos, de fecha 15 de diciembre del 2016.

Previo a su traslado a territorio norteamericano, los agentes del Buro Federal de Investigaciones FBI, mantuvieron al detenido en la oficina satélite del Cuerpo Especializado de Seguridad Aeroportuaria CESA, hasta tanto se coordinó su salida con destino San Diego, California.

De acuerdo con la demanda de extradición, Sánchez Romo, al que se atribuye el alias “Mago de Oz”, "conspiró con otras personas para distribuir cocaína, parte de la cual iba a importarse a los Estados Unidos" actuando desde México, Guatemala y Colombia.

Según los mismos detalles, la imputación se basa en una declaración jurada del agente de la DEA (agencia antidroga de Estados Unidos) Eric Leach en la que admite que el origen del proceso contra Sánchez Romo y las pruebas obtenidas proceden de la interceptación de los mensajes enviados y recibidos en el servicio ‘messenger’ de su BlackBerry.

De acuerdo con la declaración del agente de la DEA, a principios de 2015 este organismo inició una investigación "de varios objetivos asociados con el tráfico marítimo de drogas en el Pacífico".

Varios meses después, en septiembre, llegaron a la Blackberry de Sánchez Romo, al que captaron hablando con otra persona de lo que la (DEA) relaciona con el traslado de cocaína procedente de Colombia hasta las costas de Guatemala previo paso por México.

A su llegada a la terminal de Las Américas, procedente de Madrid, España el recluso mexicano fue introducido rápidamente a la Ofician del (CESAC), en la terminal y luego desde allí llevado esposado a la aeronave un jet privado que lo traslado a territorio estadounidense escoltado por agentes del (FBI) y de la Agencia Antidrogas de EE.UU (DEA).

Apple Store Google Play
Continuar