Diplomacia económica: punta de lanza del desarrollo nacional

Por Miguel Cohn miércoles 29 de julio, 2020

Agenda Diplomática

En los albores del siglo XXI, la globalización, tangible y palpable, ha transformado casi todos los paradigmas de las relaciones humanas, sociales y estaduales.

Lo propio ha sucedido con la diplomacia y el manejo de las relaciones internacionales; pues ha transformado sus objetivos tradicionales de cooperación política, seguridad internacional y el mantenimiento de la paz mundial.

La interdependencia económica entre países ha elevado dentro de las prioridades de las naciones, la importancia de la #DiplomaciaEconómica, para la promoción y defensa de los intereses económicos de los Estados y sus ciudadanos.

Se vuelve preeminente el diseño e implementación de programas e instrumentos de apoyo a la internacionalización tanto de las empresas y productos locales, como de las ventajas del país como destino inequívoco de inversión exitosa.

Los objetivos de esta diplomacia proactiva y de vanguardia, se basa en la obtención de resultados medibles, específicos, relevantes y alcanzables en el tiempo, centrándose en:

  • Promoción comercial, haciendo énfasis en la creación de mercados y el fortalecimiento de las exportaciones de bienes y servicios
  • Atracción de Inversiones, promoviendo nuestras ventajas comparativas de locación, clima, seguridad, acuerdos comerciales, incentivos y otras condiciones que nos convierten en únicos
  • Transferencia de tecnología e innovación en los procesos productivos, aportando eficiencia y competitividad
  • Cooperación internacional para el desarrollo y generar un escenario que permita el intercambio efectivo de conocimiento, la fluidez de la cooperación, la generación de capacidades y la movilidad recursos financieros en pro del bienestar de las personas.

Sumado a los resultados cuantificables en favor del desarrollo económico y  su impacto en el desarrollo humano nacional, la #DiplomaciaEconómica fortalece internacionalmente la imagen y reputación del país, expandiendo el capital transnacional dominicano.

 

Miguel Alfredo Cohn Reinoso

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar