DGII embarga y somete a justicia empresa por evasión por monto de RD$ 9 mil millones

Por El Nuevo Diario jueves 24 de enero, 2019

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- La Dirección General de Impuestos Internos (DGII), sometió este jueves a la justicia empresa Licores Royal y Bodegas de Iberia, por un presunto fraude fiscal que ascendería a RD$9 mil 321 mil 700.

La DGII indicó que la defraudación en perjuicio del Estado dominicano asciende a 4 mil 127 millones 500 mil pesos, pero que al sumar los intereses asciende a 9 mil 321 millones 700 mil pesos.

Sin embargo, la empresa Licores Royal y Bodegas de Iberia atribuyeron a “influencias de la competencia” el cese en sus operaciones dispuesto esta mañana por la DGII, por una alegada  deuda.

La empresa, que se dedica a la fabricación de bebidas alcohólicas nacionales, ubicada en Villa Mella, en el municipio Santo Domingo Norte,  dijo a El Nuevo Diario que este cierre se basó en un expediente de “presiones de las competencias”, más que de una “inconsistencia tributaria”.

Añadió que representantes de la entidad recaudadora, (18 fiscales), (17 agentes investigativos), y (60 agentes policiales comandados por un coronel)  realizaron la mañana de este jueves un allanamiento a su local, sin haber sido notificada ni mostrar documentos que justificaran su acción.

Pese a que reconoció que su empresa ha presentado atraso en el pago de impuestos “generales”, resaltó que el mismo se debió a que la DGII le embargó la cuenta bancaria.

Manifestó que la única información que maneja es que en lo inmediato la compañía no puede seguir operando hasta tanto se salde en monto o se adelante el proceso.

“Todavía no nos han dejado papeles, ellos entraron sin papeles”, expresaron representantes de la empresa a través de una llamada telefónica tras calificar como “muy agresiva y temeraria” esta acción, cuyo origen atribuye a “los fabricantes más grandes del país”.

La empresa de licores dominicanos solicitó a la DGII un “cese” al embargo y que le explique las razones exactas de dicha apropiación.

La DGII, en resumen, describe que la conducta de la referida empresa implicaba:

  1. Uso de sociedades fantasmas y NCF no autorizados y por lo tanto falsos, para simular costos y gastos con la intención de disminuir ilegítimamente los impuestos a pagar (ITBIS e ISR).
    2. La compra e importación de materias primas, con el fin de producir clandestinamente bebidas alcohólicas destiladas (ron, whisky, licores y vinos) para posterior venta y dejar de pagar el impuesto correspondiente (ISC).
    3. Presentación de reportes y declaraciones juradas (606, 607) sustentando compras ficticias.
    4. Obtención de bienes provenientes de actividades ilícitas, ocultamiento de bienes, posesión, administración y utilización de bienes procedentes de delitos precedentes de lavado de activos.

Anuncios

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar