Denuncian venta en París de un esqueleto de dinosaurio hallado en Marruecos

Por El Nuevo Diario martes 28 de febrero, 2017

EL NUEVO DIARIO, RABAT.- La Asociación para la Protección del Patrimonio Geológico de Marruecos (APPGM) denunció hoy la próxima venta en una subasta en París de un esqueleto de dinosaurio que supuestamente salió de Marruecos de forma ilegal.

Se trata de un esqueleto de un plesiosaurio marino, que la casa de subastas Hotel Drouot pondrá la próxima semana en venta a partir de 350.000 euros.

En su página web, Drouot subraya su carácter excepcional: tiene 66 millones de años, está completo en un 75%, mide 9 metros y ha necesitado 4 años de trabajos de restauración.

La famosa casa de subastas no esconde la procedencia del esqueleto, al asegurar que fue hallado en 2011 en la cuenca fosfatera de Ouald Abdoun, en Juribga, una zona del centro de Marruecos muy rica en fosfatos y donde se han hallado algunos de los mejores fósiles de África.

Pero la APPGM se ha propuesto paralizar la venta del esqueleto por sospechar que "este tesoro patrimonial único" ha salido ilegalmente del territorio marroquí, según un comunicado divulgado hoy.

La APPGM ha comenzado por pedir a la Dirección de Geología explicaciones sobre si el esqueleto contaba con un permiso de exportación y, en caso negativo, reclamará su restitución a Marruecos.

El problema, como reconoce la propia asociación, es "la ausencia de textos reglamentarios" sobre el patrimonio geológico en el país, que conduce a "una degradación sistemática y continuada".

Hasta el momento, ninguna autoridad se ha pronunciado oficialmente en Marruecos sobre la venta del dinosaurio, que ya lleva varios días siendo objeto de polémica en Marruecos y en Francia.

Recientemente, una de las mayores expertas en el patrimonio paleontológico marroquí, Nezha Lazreq, explicó a Efe que los mejores fósiles marroquíes suelen ser vendidos a museos o a científicos extranjeros, ante la falta de infraestructura museística en Marruecos para su exposición.

Apple Store Google Play
Continuar