Demandan a gobernador de EE.UU. por discriminación de estudiantes hispanos

Por EFE Martes 14 de Febrero, 2017

EL NUEVO DIARIO, CHICAGO (EE.UU.).- La Junta de Educación deChicago (EE.UU.) y un grupo de padres demandaron hoy al gobernador de Illinois,Bruce Rauner, por supuesta discriminación y violación de los derechos civilesde los escolares hispanos y afroamericanos.

La demanda, la primera de su tipo desde la aprobación de laLey de Derechos Civiles del estado en 2003, sostiene que Illinois tiene dossistemas separados para asignar recursos para la educación, donde se daríapreferencia a los estudiantes blancos que viven fuera de Chicago (Illinois).

El documento presentado ante la corte del Condado de Cookseñala que en Chicago el 90 % de los estudiantes de las escuelas públicas sonde color, mientras que en el resto de Illinois predominan los blancos.

"La raza de un niño continúa dictando si va a recibir ono una buena educación", señala la demanda, que detalla la asignación defondos que realiza la Junta de Educación de Illinois.

Las escuelas públicas de Chicago tienen el 20 % del alumnadototal del estado, pero reciben solamente el 15 % de los fondos estatales, loque convertiría a los estudiantes hispanos (47 % del total) y afroamericanos(38 %) en ciudadanos de segunda clase, "relegados a la parte trasera delautobús" de los recursos estatales, agrega.

La demanda también denuncia un sistema "separado ydesigual" en los aportes a los fondos de pensiones de los maestros, queson cubiertos en su totalidad por el estado en todos los distritos, menosChicago, donde la contribución es mínima.

Las Escuelas Públicas de Chicago (CPS) enfrentan una severacrisis de presupuesto que ha obligado a despidos, recortes de programas,congelación de gastos y endeudamiento, y sus autoridades acusan a Rauner derecortar los recursos como represalia por una disputa con los demócratas quecontrolan la Asamblea Legislativa.

En un una carta enviada hoy a los padres de los 400.000alumnos del distrito, el director ejecutivo de CPS, Forrest Claypool, señalóque el gobernador aprovecha la crisis para obtener réditos políticos y"perjudica a los más vulnerables".

En la demanda se pide a la corte que evite que el Rauner y elestado de Illinois asignen los recursos de la educación de maneradiscriminatoria, y que se declare ilegal el sistema que se usa para financiarel fondo de pensiones del estado para los maestros.

"Confiamos en que al plantearse este pleito en la corte,el gobernador y el estado de Illinois pongan fin a la discriminación que sufrenlos estudiantes de Chicago, y que las escuelas de CPS reciban recursos demanera justa", escribió Claypool.

No hubo reacción inmediata del gobernador a la demandajudicial y a la amenaza de que la falta de recursos podría obligar adelantar elfinal del año escolar en varios días.

Chicago reclama que en el año fiscal 2017 el estado deIllinois aplique una nueva fórmula y le asigne 500 millones de dólaresadicionales, para evitar "efectos devastadores" en su presupuesto.EFE