De muerto, no tiene nada

Por Yeison Mateo martes 7 de mayo, 2019

Después de las elecciones presidenciales del 2016, cuando a lo interno de su partido al expresidente Leonel Fernández le “doblaron el pulso” en su intento por volver al Palacio Nacional, fueron muchos los que lo catalogaron como un “muerto político”.

Al parecer, y así lo demostró en su acto del domingo para proclamar que dos millones de seguidores garantizan su triunfo en el 2020; de muerto no tiene nada y que se preparen los de su partido que ya habían comprado su ataúd.

Con un discurso de unidad, sin exclusión y donde las palabras más repetidas en todo el Estadio Olímpico fueron “No hay marcha atrás”, Fernández fue más breve de lo acostumbrado aunque no escatimó en dejarle caer sus “puyitas” a los malagradecidos.

No es necesario saber leer entre líneas para saber a cuales malagradecidos se refirió, ya que la lista de los que le salieron ingratos es amplia.

Sectores del gobierno han olvidado quien los condujo ahí en el 2012 y quien volvió a recorrer el país con ellos en el 2016. Cosa que al parecer, al menos al momento de  escribir este artículo, no se percibe que vaya a suceder nuevamente.

El fin de semana fue intenso. La arena política no fue solo del “Gran Acto”. Otros sectores del PLD se dejaron sentir en los lugares más recónditos del país. Todos sabemos lo que buscaban con sus ruidos.

La oposición también salió con su “Ponte en esto” y le hicieron coro a sectores oficialistas para desprestigiar el acto de las 2 millones de firmas.

No sabemos todavía donde se podrá verificar si son ciertas o no las famosas firmas. Pueden aparecer espacios vacíos en el muy amplio Estadio Olímpico. Pero no se puede ocultar que Leonel Fernández de muerto político no tiene nada.

Por Yeison Mateo

Anuncios

Comenta