Cuba le gana la batalla al COVID-19

Por Francisco Rafael Guzmán martes 23 de junio, 2020

Hasta los propios cubanos que salen de Cuba, aunque la mayoría de los cuales son desafectos de la revolución cubana, fuera de su país  hablan bien del sistema educativo y del sistema de salud cubanos. La verdad es la verdad y para que pretender ocultar la realidad, si no podemos soslayarla.   Cuba tiene un sistema de salud que le está ganando la batalla al nuevo Coronavirus o COVID-19. Lo cual lo dicen las bajas cifras de infectados en Cuba, de lo cual da cuenta el periódico Juventud Rebelde en su edición digital del día 22 de Junio de 2020. Pese a todas las dificultades del bloqueo económico, bloqueo comercial, Cuba ha sabido avituallarse y tener un buen sistema de salud. Las informaciones que da dicho periódico abarcan, en principio, hasta el día 21 de junio.

¿Cuáles son las informaciones estadísticas del COVID-19? El total de muestras estudiadas hasta el 21/06/2020 asciende 153, 233, de las cuales han dado positivo 2,315; mientras que de las estudiadas el día 21 de junio, un total de 2,069, solo tres (3) de ellas dieron resultados positivos: dos hombres de menos de 40 años y una mujer que sobrepasa los 40 años.  La cantidad de infectados en la República Dominicana es doce (12) veces la que tiene Cuba. En Cuba han fallecido 85 pacientes, pero aquí han fallecido aproximadamente 669, según los datos del ministerio de salud de República Dominicana. Del total de 2,315 pacientes  que dieron positivo al COVID-19, unos 2,113 se han recuperado, diez (10) de los cuales se recuperaron el día 21 de junio.

Años atrás  llegué a escuchar de boca de un ingeniero muy culto vinculado al Archivo General de la Nación, el cual según tengo entendido cursó un doctorado, que la Revolución Cubana perdió a muchos médicos que desertaron o emigraron de Cuba cuando esta triunfo. Sin embargo, parece ser que el régimen encabezado por Fidel Castro aprendió la lección con esa diáspora de médicos, o sea, entendió que debía gastar esfuerzos e invertir recursos pecuniarios y materiales en la formación de personal para el servicio de salud. La lección fue muy bien aprendida por los cubanos que no se descuidaron en su sistema de salud.

Los médicos cubanos han llegado a prestar servicios en diferentes países y en diferentes momentos. Han llegado a prestar servicios médicos cubanos  en Brasil, Venezuela, España y otros países. Brasil, pese a estar gobernado por el fascista Jair Bolsonaro, todavía tiene algunos galenos que prestan servicios desde los tiempos del gobierno de Lula y del de Dilma Rousseff. En los tiempos recientes, con motivo de la pandemia del COVID-19, médicos cubanos habían estado prestando servicios en algunas regiones de España.

En todos los países industrializados, incluyendo todos países que reúnen esa condición en Europa e incluyendo a los Estados Unidos, el sistema sanitario colapsó, con la llegada del COVID-19. Para colmo en la ciudad de New York los muertos tuvieron que ser enterrados en fosas comunes, lo que dejó en claro hasta donde llegó el colapso del sistema sanitario y todavía no se sabe hasta donde pueda llegar.

Habría que decir que no solamente en Cuba no colapsó, no colapsó el sistema de salud en China con la actual pandemia, porque los chinos lograron reducir al mínimo los efectos de la misma,  y si bien pueden o están resurgiendo nuevos brotes de la enfermedad, la verdad es que parece que allí no habrá muchos contagios.

En la populosa China el sistema de salud no colapsó y las autoridades pudieron evitar que la enfermedad se propagara hasta niveles incontrolables, debido a las medidas de someter a la población de Wuhan  a la disciplina de no salir, salvo por necesidades extremas. En casi todas las sociedades asiáticas el Estado así es que opera.

En el caso cubano aparentemente las autoridades en situación de emergencia someten a la población a acatar las órdenes. En otros países, antes del modelo neoliberal imponerse -como no había tanto libertad de mercado o mejor dicho dictadura de mercado- las autoridades ponían algunos controles.

Hoy día la gente protesta en países como estos contra cualquier ordenanza y dice que va en contra de la libertad de comercio o de tránsito. Unas veces es así, pero otras no; en el caso de esta pandemia el gobierno desde un principio no sabía qué hacer y perdió la autoridad, no es que Abinader o Leonel tenga la razón, es que el gobierno no tiene autoridad. El desorden lo crea la libertad de mercado.

Los cubanos no tienen neoliberalismo porque no son una sociedad capitalista. Ahora bien, además de que pueden controlar la conducta de la gente, ante una situación de emergencia, ellos  han llegado a contar con 9 médicos por cada mil habitantes.

 

Por Francisco Rafael Guzmán Fernández

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar