Correa admite que habrá segunda vuelta en Ecuador, que espera datos oficiales

Por EFE miércoles 22 de febrero, 2017

EL NUEVO DIARIO, Quito.- El presidente de Ecuador, Rafael Correa, admitió este miércoles que habrá una segunda vuelta de las elecciones Presidenciales en Ecuador y, a la espera de resultados oficiales, adelantó que confía en una nueva victoria del oficialismo, como la del domingo, cuando sacó un millón de votos más que la oposición.

Aunque el Consejo Nacional Electoral (CNE) ha dicho que esperará al 100 % del escrutinio para ofrecer resultados totales, el mandatario reconoció que al candidato oficialista a la Presidencia, Lenin Moreno, del movimiento Alianza País (AP), le faltaron 0,6 puntos para llegar al 40 % de los votos necesarios para ganar en primera vuelta.

"Nos quedamos a medio punto de ganar en una sola vuelta", dijo en un encuentro con corresponsales de medios extranjeros.

En Ecuador, para ganar en primera vuelta es necesario alcanzar más de 50 % de los votos o, al menos, 40 % y diez puntos de ventaja respecto al segundo más votado.

Con el escrutinio al 99,14 %, Moreno tenía el 39,35 % de los votos y el opositor Guillermo Lasso el 28,14 %.

Correa reiteró que su intención es irse a vivir por un tiempo a Bélgica, país de origen de su esposa Anne Malherbe, aunque advirtió de que podría regresar antes de lo previsto a la vida política para enfrentarse nuevamente a la oposición pues considera que él debe estar "donde el momento histórico" lo requiera.

Crítico con la oposición, dijo que ésta empleará "centenas de millones de dólares" y contará con el apoyo de la "derecha del mundo" para derrotar al oficialismo en la segunda vuelta, prevista para el 2 de abril.

Consideró negativas algunas propuestas de Lasso para el caso de que llegara a gobernar, como la firma de tratados de libre comercio "que destrozarían el sector agrícola y ganadero" y su anuncio de invitar al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, a salir de la embajada de Ecuador en Londres, donde está asilado desde 2012, pues considera que ello sería una muestra de "entreguismo".

"Quiere atentar contra los derechos humanos y dejarlo desprotegido. El mundo debe saber eso", manifestó al afirmar que "a nivel internacional sería una vergüenza" para el país un gobierno de Lasso.

No obstante y, aunque dijo que considera a Lasso "una persona nefasta", admitió que si llegara al Gobierno sí se reuniría con él para abordar el traspaso del poder, pero no con su compañero de fórmula electoral, el aspirante a vicepresidente Andrés Paéz, con quien ha tenido duros enfrentamientos a través de las redes sociales y de quien "no quisiera ni estar a veinte metros", dijo.

Correa no cree que el apoyo que el Partido Social Cristiano ha ofrecido a Lasso para la segunda vuelta permita una transferencia de votos suficiente como para derrotar a AP, y analizó que en Ecuador se vota por afinidades socioeconómicas, por propuestas, por regiones y por identificación con líderes, más que con partidos.

Los dos candidatos que buscan la presidencia, entretanto, visitaron ciudades del Ecuador, donde fueron recibidos por sus seguidores en actos públicos en los que agradecieron el apoyo que les han dado en las urnas.

Moreno Estuvo en Guayaquil y Durán, en el suroeste de Ecuador, donde aseguró que el país no volverá al pasado.

"Ellos saben que aun en una segunda vuelta les volveremos a dar una paliza" dijo en referencia a la oposición Moreno, quien lleva a cabo una gira por el país.

También Lasso agradeció el respaldo recibido en las urnas durante una visita a Cuenca, en el sur andino de Ecuador, donde expresó su agradecimiento a los ciudadanos y al líder del movimiento Juntos Podemos, Paúl Carrasco, por su apoyo en la contienda electoral.

"¡Gracias a ustedes estamos en segunda vuelta!", dijo Lasso a los asistentes a un acto público similar al que ayer protagonizó en Quito y al que siguió otro en Guayaquil. EFE

Apple Store Google Play
Continuar