Condenan a 25 años a ladrón de camión por muerte de chofer dominicano de autobús de MTA

Por El Nuevo Diario Miércoles 3 de Mayo, 2017

NUEVA YORK._ Domonic Whilby, un afroamericano que borracho, se robó un camión y chocó el autobús de la Autoridad Metropolitana de Tránsito (MTA), conducido por el dominicano William Peña, matando al conductor, fue condenado ayer lunes a 25 años de cárcel por homicidio vehicular agravado, aunque fue absuelto de asesinato en segundo grado.

El convicto, participaba en una fiesta con un tío, de donde salió dando tumbos por las calles, para luego subirse al camión en el que se vendía frutas, se lo robó y condujo a toda velocidad, hasta estrellarse contra la guagua en la Octava Avenida, cerca de Union Square, el 12 de febrero de 2014.

Whilby, fue declarado culpable por un jurado en el juicio que enfrentó el 31 de marzo, después de rechazar una propuesta de los fiscales para negociar una sentencia más benévola.

El juez lo condenó a la máxima permitida por la ley en cada uno de los cargos, pero le dio oportunidad de pedir libertad condicional cuando cumpla 8 años y un tercio de la condena.

Una gran muestra de apoyo para la víctima fue dada en la corte pór compañeros de trabajo de Peña, quien era un veterano como chofer de la MTA.

Su viuda, Nancy Rodríguez, y su hija Gabrielle de 20 años de edad, fueron consoladas durante el juicio.

“Mató a mi marido, mi amigo, el amor de mi vida, mi proveedor y el proveedor de mi hija, el hombre que iba a caminar por el pasillo con nuestra hija Gabrielle un día”, dijo la señora Rodríguez.

Calificó de horrible la forma como murió Peña, de quien dijo era su refugio también.

"Mientras yo estaba acostada en mi cama, el cuerpo mutilado de William yacía debajo del autobús de la MTA de 60.000 libras en agonía, esperando a que fuera sacado por el personal de emergencia, sangrado, respirando su último aliento, con nadie a su lado para sostener su mano y consolarlo". “Yo no llegué a decirle adiós ni te amo a William", añadió la viuda.

“La familia, con el apoyo de la Unión de Trabajadores del Transporte, se opondrá a la libertad condicional”, dijo el célebre abogado Sanford Rubenstein, quien representa la parte civil.

El jurista dijo que la familia de Peña, ha acordado ayudar a la oficina del Fiscal de Distrito de Manhattan en el cabildeo en la legislatura de Albany para leyes más estrictas que impongan penas más drásticas por delitos relacionados con choferes borrachos y para clarificar la definición legal de asesinato con indiferencia depravada, uno de los cargos de los que Whilby fue absuelto en el juicio.

Por Miguel Cruz Tejada