Ciudadano pide a Sexta Sala Civil y Comercial un cambio de apellido

Por El Nuevo Diario viernes 16 de abril, 2021

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- Un ciudadano dominicano solicito este miércoles a la Sexta Sala Civil y Comercial para Asuntos de Familia, cumplir con la sentencia número 531 que ordena el cambio de apellido.

El solicitante, Roberto Clase, señaló que los actos que amparan su solicitud son el número 158-2020 y 09-2021.

Señala Clase que han cumplido todo el debido proceso y esperan que dicha sentencia sea corregida, ordenando la eliminación de ese apellido y así iniciando la estricta garantía a los derechos fundamentales y a los derechos humanos de quien hace esta solicitud.

“Defecto, justificado reiteramos con acto no. 09-2021 depositado en esta sala en fecha 03-02-2021; por ello y bajo el Tikets no. 1100749 de fecha 09-04-2021, incluyendo depósito de documentos y escrito ampliatorio solicitamos la corrección que nos favorece, confirmando así que cumplimos con todos los requisitos y el debido proceso”, dice parte del expediente depositado.

Refiere el ciudadano que hace más de un año acudió a dicha sala a exigir su derecho basado en lo que establece la Ley 985 en su artículo 5: “Un adulto tiene todo el derecho a quitarse un apellido y más si esa situación afecta sus derechos humanos, su área laboral y social”.

En ese sentido, el agraviado destaca que “nadie puede violar los derechos de nadie y menos a quien busca vivir en paz, tranquilidad, trabajar, desarrollarse”.

En una carta dirigida a la Sexta Sala, destaca lo expresado en la Constitución, artículo 55, ordinal 7 que dice: “toda persona tiene derecho a quedarse con un solo apellido y sobre todo si esta situación afecta sus derechos humanos”. Además, la ley 136-03 refiere la igualdad de todos ante la ley: sin distinción, sin discriminación, sin atropello y acorde al debido proceso, refiere la carta.

El ciudadano que hace la solicitud administrativa a través de una misiva, se describe como un profesional, ser humano decente, respetuoso y de una buena conducta.

Reitera que a nadie se le puede obligar a hacer lo que la ley no manda, ni impedírsele lo que la ley no prohíbe, en razón de que la ley es igual para todos, por lo que él, quiere cambio de apellido.

Apple Store Google Play
Continuar