Bolsonaro el ¨trumpismo¨ tropicalizado brasileño ante la debacle

Por Humberto Salazar lunes 22 de mayo, 2017
Brasil ha entrado en una crisis terminal de su sistema democrático con la puesta en escena de otro escándalo que implica al propio Presidente Michel Temer, aparentemente atrapado en el flagrante delito de conspiración para obstruir a la justicia, que no vemos la forma en que se mantendrá en el poder, a pesar de las advertencias que hace cada día de que no va a renunciar.

Es mas, Temer podría mantenerse en el poder por unos pocos días, porque toda la clase política de ese país, el mas grande de Sudamérica y la novena economía del mundo, se encuentra señalada y acusada en una maraña de casos judiciales que van desde tribunales de primera instancia, pasando por el Tribunal Supremo y hasta el Tribunal Electoral.

La caída de Temer deberá producirse por una de cuatro vías, la primera sería la realización de un juicio político, para lo que se necesitan dos tercios de los votos de los diputados; la segunda un juicio por parte del Tribunal Supremo acusado entre otras cosas de obstrucción de la justicia.

La tercera vía podría ser el dictamen del Tribunal Superior Electoral el próximo 2 de junio sobre la acusación de que la campaña de Dilma y Temer en el 2014 fue financiada con dinero procedente del desfalco de Petrobras a través de la compañía Odebrecht y por último que renuncie pura y simplemente por la presión popular y de los empresarios que ven como ese país vuelve a caer en una profunda crisis económica a causa de la inestabilidad política.

En el caso de que uno de los múltiples pedidos de juicio político en contra de Temer prosperen, la línea de sucesión establecida sería el ascenso a la presidencia del Presidente de la Cámara de Diputados, después el Presidente del Senado y el Presidente del Tribunal Supremo, los dos primeros parte de la clase política y probablemente también salpicados por los escándalos de corrupción que estallan todos los días en Brasil.

¿Qué ha ocurrido para que se hable de la salida de Temer?, la Red Globo dio a conocer la existencia de una grabación donde el actual presidente, quien tiene una valoración popular por los suelos, daba su aprobación para la compra del silencio del Eduardo Cunha, el autor intelectual del juicio político contra la Presidenta Dilma Rousseff y a quien muchos llaman el Frank Underwood brasileño.

En el audio Temer habla con Joesley Batista, uno de los dueños de la empresa de carnes mas grande de Brasil y uno de las mayores del mundo, donde este le hace el relato de cuando le cuesta mantenerle la boca cerrada a Cunha, el manejo que tiene a través del pago de dinero de un fiscal y como hace todo esto para obstruir la justicia en el caso Lava Jato, que ha embarrado a todos los políticos brasileños.

Batista quien es dueño de la JBS, está siendo investigado junto a su hermano del uso irregular de los fondos de la caja de pensiones de sus empresas y de intentos de comprar a los fiscales que investigan sus actividades delictivas con el fin de obstruir su trabajo por lo que, llegó a un acuerdo con la Policía Federal, de recolectar pruebas en contra de los políticos a quienes ha pagado cientos de millones de dólares para sus campañas electorales y compra de decisiones a su favor.

Es por esto, que consintió en usar una grabadora, pedir una cita al presidente de Brasil, grabar toda la conversación que pasa de los 40 minutos, ponerlo al conocimiento de lo que estaba haciendo con Cunha y otros políticos, y buscar su complacencia para que quede grabado.

La respuesta de Temer ante la confesión de Batista del uso del dinero para mantenerle la boca cerrada a Cunha no puede ser mas comprometedora, se escucha claramente cuando le dice: ¨tiene que mantener eso, sabes¨.

Pero ademas, el presidente del partido de Temer, el Senador Aecio Neves, quien casi fue presidente del Brasil, fue grabado por el mismo Batista, y dentro de la investigación realizada por la Policía Federal, cuando le pedía la suma de 2 millones de reales (800 mil dólares aproximadamente) como soborno para, según el, pagar su defensa en el caso de Lava Jato, donde está acusado, y hasta llega a decir que lo mandaría buscar con una persona a quien se pudiera matar en caso de que se vea tentado a confesar que buscó ese dinero.

Procedimientos típicos de los carteles del crimen organizado, pero relatado en voz de los líderes de los partidos políticos mas grandes de ese país, todo un escándalo que llevó a la cárcel a su hermano y su primo por haber recibido pagos de esta empresa JSB, que también está acusada de vender en forma clandestina carne descompuesta y que desató hace poco otro escándalo y la caída de las exportaciones brasileñas.

En realidad, Josley Batista lo que se convirtió fue en un investigador privado al servicio de la policía de su país, para usar artefactos de grabación y videos y así colectar pruebas en contra de los que eran sus socios en los negocios turbios que han caracterizado esa combinación político empresarial que ha sido la fuente del poder en ma mayoría de nuestros países.

Imaginemos su hay pruebas en contra de los políticos mencionados, que ya fueron publicadas una serie de fotografías donde se observa a los enviados de Temer y Neves recibiendo maletas de billetes en efectivo de manos de los ejecutivos de FSB, estos billetes han sido marcados por la policía, es por esto que el primo de Neves esta preso, fue filmado recibiendo 1.5 millones de reales en efectivo.

Y como para demostrar que en este caso el dinero no tiene ideología, Batista también confesó que tiene pruebas de cuentas abiertas en Suiza por su compañía a las ordenes de Luis Ignacio Lula Da Silva y Dilma Rousseff, por poco mas de 150 millones de dólares, los que fuero utilizados por estos en forma discrecional para, según se dice, pagos de campañas electorales a diversos candidatos de su partido y que esto se manejaba a través de Guido Mantega quien fue Ministro de Hacienda de ambos presidentes.

Ante esta debacle donde todos están manchados pareciera surgir un político que se jacta de ser el ¨candidato de la derecha¨ para el año 2018, uno de los pocos nombres en la cámara de diputados que están vinculados a dinero de corrupción, después de todo hasta ahora era un atractivo para llegar al poder, Jairo Bolsonaro podría ser el anti-sistema que arrasaría con lo que queda de una clase política ahogada por escándalos de todo tipo.

Solo que este ¨trumpicalizado¨ candidato, que de tener nada ya rebasa el 10% de la simpatía en las encuestas para las elecciones del próximo año, tiene unos planteamientos políticos tan peculiares, como que las drogas son los que fabrican a los homosexuales, poner bombas en los cuarteles si no le aumentan los sueldos a los militares en forma suficiente o decirle a una parlamentaria que el no la viola porque no vale la pena.

Los medios electrónicos de comunicación están haciendo de la extrema derecha y su candidato la opción anta la caída de la izquierda y el centro, todos devaluados por un ejercicio político cuyo mejor ejemplo es la investigación sobre el mismo presidente de la República Michel Temer, si no gobiernan bien los racionales, llegará la irracionalidad con las consecuencias terribles que este tipo de personas trae a nuestras sociedades.

Apple Store Google Play
Continuar