Banco Central mantiene su tasa de política monetaria en 4.50 % anual

Por El Nuevo Diario domingo 2 de febrero, 2020

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- En su reunión de política monetaria de enero de 2020, el Banco Central de la República Dominicana (BCRD) decidió mantener su tasa de interés de política monetaria en 4.50 % anual.

En un comunicado la institución informó que la decisión sobre la tasa de referencia se basa en el análisis detallado del balance de riesgos respecto a los pronósticos de inflación, incluyendo indicadores macroeconómicos internacionales y domésticos, las expectativas del mercado y las proyecciones de mediano plazo.

Explicó que la inflación mensual de diciembre fue de 0.20 %, mientras que la inflación interanual al cierre de 2019, se ubicó en 3.66 %, por debajo del centro de la meta de 4.0 % ± 1.0 %. La inflación subyacente, que refleja las condiciones monetarias, se ubicó en 2.25 % en diciembre.

“Hacia adelante, tanto las expectativas de inflación de los analistas económicos como el sistema de pronósticos del BCRD, señalan que la inflación se mantendría en torno al valor central del rango meta durante el año 2020. En el entorno internacional, aún persisten factores de incertidumbre, asociados a tensiones sociopolíticas en varias regiones del mundo y las disputas comerciales entre las principales economías, que han incidido en una desaceleración de la economía global”, indica el comunicado.

El Banco Central señaló que más recientemente, se ha incrementado la volatilidad en los mercados financieros internacionales como consecuencia del potencial impacto que pueda generar el coronavirus en la economía China y en el crecimiento mundial.

Subraya que el Fondo Monetario Internacional (FMI) estima que la economía global se expandiría en 2.9 % en 2019, la tasa más baja en una década, y se recuperaría ligeramente hasta 3.3 % en 2020.

Por otro lado, Consensus Forecasts, que agrupa las principales firmas de analistas que realizan proyecciones a nivel internacional, mantiene el pronóstico de un crecimiento mundial moderado, de 2.5 % para 2019 y 2020.

Asimismo, que la actividad económica en Estados Unidos se ha desacelerado gradualmente, al pasar de un crecimiento de 2.9 % en 2018 a 2.3 % en 2019, mientras que las proyecciones del FMI indican una expansión de 2.0 % en 2020 para la principal economía del mundo.

En este contexto y con bajas presiones inflacionarias, explica que la Reserva Federal mantiene una postura monetaria acomodaticia, continuando los programas de provisión de liquidez al sistema financiero a través de acuerdos de recompra (REPOS) y de compras de letras del Tesoro en el mercado secundario, con el objetivo de reducir las tasas de interés de corto plazo.

Es importante señalar que, la Reserva Federal y los analistas del mercado no prevén ajustes a la tasa de interés de referencia durante este año.  En cuanto a la Zona Euro, el crecimiento económico se ha deteriorado desde 1.9 % en 2018 hasta 1.2 % al cierre de 2019, proyectándose 1.3 % para 2020.

“La desaceleración de este bloque de países ha estado influenciada por el débil desempeño del sector industrial en sus principales economías y la ralentización del comercio internacional. Considerando la ausencia de presiones inflacionarias, el Banco Central Europeo continúa implementando un paquete de medidas expansivas que incluyen una tasa de interés negativa para los depósitos de corto plazo de las entidades financieras, el programa de provisión de liquidez para la canalización de crédito al sector privado y la compra de títulos de deuda soberana en el mercado secundario”, explica el BCRD.

Anuncios