Autoridades de Puerto Plata implementarán nuevas medidas para evitar contagios del COVID-19

Por Antonio Heredia miércoles 9 de septiembre, 2020

EL NUEVO DIARIO, PUERTO PLATA.- Las autoridades de la provincia Puerto Plata anunciaron este miércoles que implementarán nuevas  medidas restrictivas tendentes a evitar la propagación de contagios por el virus COVID-19 y así poder realizar la apertura de las actividades turísticas.

El anuncio fue realizado tras una reunión efectuada al mediodía del miércoles, encabezada por la gobernadora civil, Claritza Rochtte de Senior, el director provincial de Salud, Jhonny Tavares Capellán, el alcalde municipal Roquelito García, el fiscal de la provincia, Osvaldo Bonilla y los altos mandos militares y policiales de esta comarca.

“Todas las personas deberán respetar sin excepción alguna el protocolo de distanciamiento físico, se debe evitar el aglomeramiento en áreas neurálgicas como son: parques, bancos comerciales y establecimientos comerciales”, sostuvo Tavares Capellán.

Se dispuso la clausura parcial de todos los balnearios de playas y ríos de esta provincia ante la gran cantidad de personas que se aglomeran en los mismos y habrá un reforzamiento del patrullaje en los sectores y urbanizaciones, para garantizar el cumplimiento del toque de queda.

Asimismo, se hará una regulación de la circulación por la avenida del Malecón local, donde no se permitirá estacionamiento, ya que desde hace varias semanas allí se han registrado aglomeraciones de personas tomando bebidas alcohólicas, mayormente los fines de semana.

Con la anuencia de la Alcaldía Municipal se tomarán medidas en el Mercado Público y en el Mercado de La Pulga, donde los vendedores tendrán que acatar el protocolo sanitario, evitando de forma estricta las aglomeraciones de personas para disminuir las posibilidades de propagación del coronavirus.

De igual manera, se advierte a las distintas entidades bancarias tanto públicas como privadas, que deben habilitar más espacios para acoger a decenas de ciudadanos (clientes), los cuales diariamente para poder realizar transacciones se ven obligados a aglomerarse en tediosas filas debajo de un sol candente.

Las medidas restrictivas anunciadas se deben a que las personas no están respetando ninguna de las normas sanitarias para frenar el avance del Coronavirus y las aglomeraciones son comunes en colmadones de los barrios, en los bancos y supermercados y ni hablar del malecón que “siempre está full de gente”.

Apple Store Google Play
Continuar