Alburquerque asegura electrificación rural eleva nivel de vida de las familias beneficiadas

Por El Nuevo Diario Domingo 19 de Marzo, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- El expresidente del Senado, Ramón Alburquerque, calificó de trascendental la electrificación rural del país y, destacó que esa acción eleva el nivel de vida de las familias de bajo poder adquisitivo residentes en las comunidades beneficiadas con el servicio de electricidad.

Recordó que siendo presidente del Senado durante el gobierno del presidente de Salvador Jorge Blanco, pensando en los usuarios pobres residentes en regiones inhóspitos, se elaboró y aprobó el proyecto que en la actualidad ejecuta la Unidad de Electrificación Rural y Suburbana (UERS).

Dijo que ofertar el servicio energético producido por pequeñas hidroeléctrica, eólica y de otras fuentes es importante por su bajo costos, por lo que consideró que en vez de desaparecer, debe recibir de las autoridades del ramo un impuso económico para que expanda su radio acción.

Alburquerque expuso sus consideraciones durante la conferencia” combustibles y energía” que ofreció en el Codia en ocasión del 38 aniversario de creación del núcleo de ingenieros electromecánicos e industriales del Codia.

Dijo que ha recibido informaciones de que se ha desarrollado a través de la UERS 39 pequeños proyectos en las zonas rurales que han involucrados a miles de habitantes, razón por la cual el Estado debería impulsar nuevos proyectos de esa naturaleza para ampliar la cobertura de esos servicios.

Agregó que a las poblaciones enclavadas en lugares remotos que durante décadas fueron olvidados, han logrado mediante la asistencia ofrecida por la UERS, transformar su nivel de vida.

Tras recordar y reiterar que fue creador de la Ley de electrificación rural, indicó que esa disposición debe mantenerse, sin tener en cuenta el gobierno de turno ni el organismo que se encargue de su ejecución.

Durante su disertación el expresidente del Senado habló sobre las reservas de petróleo, gas natural y carbón mineral, señalando al respecto que los 96 países productores del carburante garantizan la existencia de este para los próximos 48 años, mientras que el gas natural solo duraría 34 años, y en cambio, el carbón podría ser explotado comercialmente durante los próximos 104 años.

Asimismo, se refirió al alto costo de producción de energía en el país, por lo que sostuvo que deberá buscar fuentes renovables, tales como la energía eólica, unidades hidroeléctricas, plantas a carbón, entre otras.