Abogado Montás afirma fallo juez Ortega Polanco está totalmente desconectado de prueba alguna

Por El Nuevo Diario jueves 15 de junio, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.-El abogado de la barra de la defensa del ingeniero Temístocles Montás, Manuel Rodríguez, señaló que en la sentencia emitida por el magistrado de la Suprema Corte de Justica, Francisco Ortega Polanco, que dicta medida de coerción a los encartados en el caso Odebrecht, se advierte una contrariedad que constituye una verdadera violación en el nivel de motivación del juez.

“Por qué a unos tres meses, a otros 6, 9 y 12 meses?. De entrada, hay una desnaturalización de los hechos en las afirmaciones que el juez toma como base para entender la posibilidad de culpabilidad, que no es lo que se debe presumir, sino la inocencia. Hay una obligación de entender la inocencia de todo ciudadano encartado en un proceso judicial”. afirmó.

Subrayó que el juez Ortega Polanco llega a unas afirmaciones totalmente desconectadas de prueba alguna, en la que no se sabe cómo da a entender que uno de los imputados cometió lo que él dice que cometió, lo que de por si constituye una violación en la fase de motivación del magistrado.

Entrevistado en el programa Propuesta de la Noche, en Digital 15,  por los periodistas Manuel Jiménez y Ángel Barriuso, Rodríguez indicó que para el magistrado Ortega Polanco sostener una acusación de soborno tiene que tener al menos una prueba que avale esa inferencia.

¿Por qué el juez dice que fulano firmó tal cosa, que era funcionario en una determina cartera y que como tal tenía influencia en tal cosa?, se pregunta el experto en derecho penal, explicando que lo único que tiene el Ministerio Público para avalar dichas acusaciones son las delaciones premiadas de dos acusados en el caso Odebrecht en Brasil, que a su vez dicen recibieron las informaciones supuestamente de una tercera persona, que en ningún momento comprometen a su defendido, el ex ministro de Industria, Comercio y Mipymes, Temístocles Montás.

“Como ven, nuestro Ministerio Público ha preferido tomar las afirmaciones de una tercera persona y no la de la persona que está aquí, ahí empieza la arbitrariedad de un proceso selectivo. La verdad de un enunciado no viene dada por quien la presenta, sino por la correspondencia de ese enunciado con el mundo real, y aquí no haría falta siquiera ir a otras pruebas en un proceso contradictorio, porque se desdicen a sí mismas por afirmaciones como las que aseguran que el ex ministro Montás fue ministro de Hacienda y que en tal calidad firmó contratos, pues nunca ocupó esa cartera”, agregó.

“No hacía falta que el Ministerio Público sometiera esto a un debate contradictorio para nosotros desmontar esta afirmación. De manera responsable y apelando a los principios de objetividad e imparcialidad, ese Ministerio Público debió decir que ese argumento no se correspondía con la realidad y buscar otro, si es que se quería construir una tesis de culpabilidad contra esta persona”, explicó el abogado de Montás sobre este planteamiento en la sentencia que llevó a su defendido a prisión preventiva.

Señaló que en la sentencia del juez Ortega Polanco no existen pruebas que la sustenten. “Y lo más censurable es que le dedica un sólo párrafo a todos los imputados para justificar la medida de coerción que le imputa, no obstante ser distinta respecto de muchos de los imputados”.

Pese a admitir en el dispositivo que los encartados han probado tener arraigo y el no peligro de fuga, sostiene que por atención al daño a la sociedad y otros alegatos existen razones por las cuales se debe dictar medidas de coerción.

“Para sorpresa de todos y de manera irracional, impone la medida de coerción más gravosa de todas. A nadie se le ocurre pensar que el ex ministro Montás escaparía de este proceso, se fugaría o que ninguna de estas personas que están en el expediente van a disponer de medios para destruir pruebas”, precisó el abogado Manuel Rodríguez.

Al referirse el proceso de apelación que en los próximos días iniciarán los abogados de la barra de la defensa del ex ministro Montás y de los demás encartados en el proceso, el abogado Juan Manuel Rodríguez expresó que, si los jueces que conocerán el recurso de apelación a la sentencia dictada por el juez Francisco Ortega Polanco están ceñidos por la imparcialidad, la independencia y la legalidad, está seguro que será revocada y que se ordenará la libertad inmediata de los prevenidos.

Descartó cualquier posibilidad de que el Ministerio Público pueda presentar prueba alguna que inculpe a su defendido en el proceso. “Con relación a nuestro cliente, no se ha identificado cuenta alguna, porque no existe cuenta alguna, ni se ha presentado monto en su patrimonio que no pueda ser justificado”, dijo.

Finalmente, Rodríguez, al referirse al caso en su conjunto, expresó que independientemente de  la cantidad de encartados y de que se trate de  un caso transnacional, la supuesta complejidad del proceso no se ha comprobado.

“Aquí se ha comprobado que hay un caso solamente en las ideas y teorías del Ministerio Público. Lo que yo veo es un caso sintético, totalmente desechable, porque no tiene fundamento ni lógica”, apuntó Rodríguez, señalando que, si bien es cierto que hay un clamor social por justicia, no puede haber justicia sin un debido proceso en el cual el que reciba la condena sea efectivamente quien cometió los hechos.

 

Apple Store Google Play
Continuar