“El Impeachment contra Donald Trump 2”

Por Manuel Cruz domingo 22 de diciembre, 2019

“El Impeachment contra Donald Trump 2”

Tal y como lo había presagiado en el mes de septiembre, el pasado miércoles la Cámara de Representantes de los EE.UU. votó la resolución 755 mediante la cual; se aprueba el juicio político contra el presidente Donald Trump. En efecto, ahora este proceso ha colocado a la defensiva a un hombre que se creía indomable e inexpugnable y que es el elemento más importante de este acontecimiento; sin importar cual fuere su resultado; toda vez que, Trump se encontró con el aforismo del teólogo y escritor francés François Fénelon de que “el poder sin límites, es un frenesí que arruina su propia autoridad”.

El Watergate y el Ucraniangate.

Si analizamos las características del famoso escándalo Watergate que dio al traste con la renuncia del funesto expresidente Richard Nixon, se podrá observar de manera inequívoca que existe una similitud tanto en los hechos como en las imputaciones del congreso al Ucraniangate. Verbigracia, la idea de ambos de sacar ventajas frente a sus contrincantes demócratas, la resistencia en colaborar con el proceso y el acoso y el chantaje a varias personas. Asimismo, en los dos casos las imputaciones fueron de abuso de poder y obstrucción de la investigación. Con el agravante, que el Ucraniangate incluye un país y un presidente extranjero con alto valor geoestratégico.

Desde esa perspectiva, al margen de las imputaciones y de las contundentes declaraciones de los agentes que denunciaron las acciones y de antiguos colaboradores del presidente, es el propio ejercicio avasallante e incendiario de Trump lo que ha logrado que gran parte de las personas en el mundo consideren que debe ser destituido. Máxime, por su arraigada idea congénita de creer que todas las leyes definen el orden normativo de las personas menos la de él. Empero, olvidó que el gran Montesquieu dijo, que “para que no se pueda abusar del poder, es preciso que el poder detenga al poder”.

Un Impeachment Destinado al Fracaso.  

Las últimas encuestas en EE.UU. han reflejado que este proceso ha lastimado seriamente la imagen del presidente. Sin embargo, a menos que en medio del juicio salgan a relucir otras informaciones contundentes que puedan poner en peligro la propia imagen y suerte electoral de los senadores republicanos; este es un impeachment que las características que lo rodean lo convierten en cuasi-imposible. Por ejemplo, la necesidad del voto de un mínimo de 67 senadores para poder destituirlo y los demócratas solo tienen 47. Y, del tercio de la matrícula del Senado que será renovada en noviembre la mayoría son republicanos, los mismos que necesitarán a Trump para que los ayude en sus campañas.

De igual forma, los verdaderos dueños, cotizantes de las campañas y arquitectos de la política estadounidense (Wall Street) están recibiendo grandes beneficios en este momento con las políticas de Trump y seguro que van a coaccionar a sus senadores.

También, se notó en la Cámara de Representantes que los republicanos están alineados en defensa del presidente y, cual si fuera poco, tres demócratas cambiaron de idea a última hora. Además, Rusia no solo dará motivos para que Trump se vea como un héroe; sino, que ya Putin se pronunció contra los demócratas. Eso significa, que al final es probable que el presidente salga mucho más fortalecido.   

Anuncios

Comenta