Sábado, 20 de Diciembre, 2014 Santo Domingo, República Dominicana

ENCUESTA

 ¿Favorece que el Congreso acoja las observaciones del PE al Código respecto al aborto?
 
 
  - Resultado de Encuesta
 

EDITORIAL

Es sólo la víspera

EDICIÓN IMPRESA

Revista Magazine

SOBRE NOSOTROS

Quiénes Somos
Contáctenos
-550,793 Lectores Online
Opinión
Volver a portada Opinión
 
14/10/2013
La Sentencia  del Tribunal Constitucional de República Dominicana en definitivo e inapelable

Compartir:

 

Luego de haber leído largos y profundos manifiestos, varios editoriales y un centenar de opiniones a favor y en contra de la Sentencia Judicial 168-13, evacuada por el Tribunal Constitucional dominicano, hemos de fijar una posición aclaratoria para todos aquellos ciudadanos y público general que aun no logran comprender  la profundidad jurídica y  la trascendencia patriótica de ese ejemplar fallo.

En primer lugar, debemos recordar que la actual Constitución dominicana tiene incorporada  la figura del Tribunal Constitución como guardián y fiel intérprete de la Constitución, encargado de figar cuestiones como esta con carácter irrevocable e inapelable.  En segundo lugar, debemos hacer especial énfasis en que el Poder Ejecutivo, nada puede hacer para cambiar la voluntad expresada por los honorables magistrados de ese alto Tribunal.

El Presidente de la República, Licenciado Danilo Medina Sánchez, expresó después de reunirse con una comisión de ciudadanos haitianos en su despacho del Palacio Nacional, que los mismos, estaban viviendo un drama humano tras el conocimiento de la Sentencia del TC, sin embargo, aclaró de inmediato que no puede inmiscuirse en asuntos judiciales, pues no son competencia del Poder Ejecutivo.

También el ex Presidente Doctor Leonel Fernández, a quien le correspondió promulgar la Constitución actual en el 2010, fue bastante escueto al tratar el tema y dijo que si la  referida sentencia del TC, tiene carácter retroactivo al año 1929, podrían dejar sin nacionalidad a miles de personas que tienen la impresión de ser dominicanos desde siempre.

Pero de todos los opiniones aparecidas en los medios de comunicación, la más acercada a la realidad objetiva sin paciones ni sentimientos ocultos fue la externada por el Doctor Manuel Núñez Asencio quien afirma que la Sentencia 168-13 “Salvó la Independencia Nacional del 1844.” http://www.almomento.net/articulo/146954/Sentencia-que-salvo-la-Independencia-dominicana-de-1844

En términos opuesto, se expresó el distinguido Periodista, Juan Bolívar Díaz quien apeló al Presidente de la República para que frene lo que él considera  como  un “genocidio  civil” ver: http://www.almomento.net/articulo/146890/Danilo-debe-frenar-el-genocidio-civil

En nuestra opinión, creemos que al Presidente Medina hay que dejarlo fuera de esto harto conocida la prohibición constitucional de interferir en otros poderes del Estado e Instancias como la Junta Central Electoral y el mismo Tribunal Constitucional. Creemos  que la Sentencia no solo perjudica a nacionales  y ascendientes de la República de Haití, sino a todos los extranjeros que se encuentren en similar condición de ilegalidad  en República Dominicana.

Los entendidos en la disciplina del derecho y las leyes, somos conteste de que cada país libre y soberano, tiene legitimo“derecho” a fijar sus leyes nacionales así como  “el deber” de cumplir de los acuerdos y tratados internaciones suscritos, según las convenciones y el derecho internacional tanto público como privado, no obstante, su condición de “sujeto de derecho intencional” como país, les atribuye supremacía a su legislación nacional sobre las externas.

 Comprobado lo antes dicho,  afirmar que esta sentencia dejaría a miles de personas sin patria, figura jurídica mejor conocida como “APATRIDA”  es una falacia, ya que en el caso de los nacidos en territorio dominicano de ascendencia haitiana, le corresponde por origen la nacionalidad de sus progenitores (padres) o derecho de origen.  “Los hijos de madres y padres haitianos nacidos en el territorio dominicano, sin importar el estatus migratorio, nacen con la nacionalidad haitiana de origen, jus sanguinis. (Art. 11, Constitución haitiana).

En artículos anteriores, advertimos que el problema especifico del drama haitiano en República Dominicana, siempre ha estado en las manos y la buena voluntad de sus respectivos gobiernos a través de una efectiva acción  diplomática y consular, pero que ha falta de ellos, hablan los tribunales y se aplican las leyes. http://www.amodominicana.com/2013/05/24/sobre-la-problematica-haitiana-en-republica-dominicana/

En España, ningún niño que nazca de padre y madre extranjero  se les otorga la “Nacionalidad Española”. Les envían  directamente al  Consulado del país de origen de los padres a tramitar el correspondiente pasaporte y si al menos uno de los padres está legalmente en el país, entonces les  otorgan la residencia al menor o recién nacido, de lo contrario, se queda exclusivamente con el pasaporte pero totalmente ilegal.

 Para muestra basta un botón.  En Santo domingo, República Dominicana, tenemos a cientos y cientos de niños y niñas nacida en España que ante la negativa de la nacionalidad y la dura situación económica de sus padres, fueron enviados a Santo Domingo y hoy no pueden venir a reunirse con sus padres sin antes hacer un tedioso y largo proceso de “Reagrupación familiar” sujeto a largos requisitos.

Ante esta realidad y frente a nuestros ojos….. No vemos al Comisionado de la ONU, la ACNUR, la delegada de la Unión Europea, la Agencia estadounidense USAID o AID, el Centro Kennedy, la Compañía de Jesús o curas jesuitas, mi mucho menos a los los afamados articulistas y prominentes miembros de la “sociedad civil dominicana” actuar frente al Consulado General de España en República Dominicana defendiendo el mismo derecho para esos menores que ahora reclaman para los descendientes haitianos nacidos en dominicana. La razón por lo que no lo hacen es porque saben que España simple y llanamente está aplicando su derecho nacional en lo relativo a su Registro Civil y Reglamento de Extranjería.

Autor: Lic. Luis Columna

Copyright 2014 El Nuevo Diario | Todos los derechos reservados.

 
 
SANTO DOMINGO.- Con la presencia de destacadas personalidades, empresarios de la industria farmacéutica nacional y funcionarios gubernamentales, la Asociación de Industrias Farmacéuticas Dominicanas, Inc (INFADOMI), celebró un ameno cóctel dirigido a todos sus miembros y relacionados.
Colgate cuidando Generaciones de Sonrisas en la República Dominicana
Leer Más [+]
Joaquín Zaglul presenta “Welcome Home”
Leer Más [+]
Híper Marcas ofrece cena maridaje en Casa de España
Leer Más [+]
AZUL es patrocinador oficial de esta escuela de fútbol en Santiago
Leer Más [+]

RedesSociales

DEPORTES
CARICATURA
MÁS NOTICIAS DE HOY
Portada | Noticias Anteriores | Clasificados | Contáctenos
Desarrollado por Merit Designs
Avenida Francia No.41 esquina Rocco Cochía
Santo Domingo, Distrito Nacional,
República Dominicana
Teléfono: (809)687-7450 Fax: (809)687-3205
Email: redaccionnd@gmail.com