Sábado, 26 de Julio, 2014 Santo Domingo, República Dominicana

EDITORIAL

Mujeres asesinadas

EDICIÓN IMPRESA

SOBRE NOSOTROS

Quiénes Somos
Contáctenos
-524,163 Lectores Online
Opinión
Volver a portada Opinión
 
22/8/2009
La calidad de la Educación y los actores del proceso educativo

Compartir:

 (+) Click para ampliar
 

Uno de los aspectos de mayor relevancia  en el debate sobre la educación nacional es el referente a los bajos niveles  de rendimientos a que ha descendido  la educación de la generación presente, que  en la actualidad asiste a los principales  centros educativos del país en sus diferentes niveles. Por eso deseamos conversar sobre  el rol que deben jugar los maestros  y maestras y todos los actores del proceso educativo para lograr un mayor rendimiento del alumno y por tanto para lograr una mayor calidad educativa en su desempeño, tanto en las aulas como cuando vaya al mercado de trabajo, una vez se convierta en profesional.

En este aspecto debemos decir que la labor docente tiene la misión de ir formando niños y adolescentes para que en el presente y el futuro la sociedad  tenga profesionales comprometidos con el desarrollo del país y sus instituciones. En efecto el buen desempeño  de los educadores en las aulas  es la mayor garantía  para que el alumno vaya interiorizando conocimientos y valores, de forma que les sean útiles en las actividades profesionales y laborales, que esa persona tiene que protagonizar en el seno de la sociedad.

En este aspecto debemos decir que es a  través del lenguaje que se transmiten las ideas  y que es a través del lenguaje, además, que los niños y adolescentes van  asimilando juicios e ideas para aprender a pensar. El gran dilema de la educación del presente es que a los alumnos no se les esta enseñando a pensar  y de ahí parte su baja calidad en la formación de los estudiantes. Por esa razón, si el maestro puede conseguir que sus alumnos aprendan a pensar bien, de esa forma los  ayuda a ponerse en condiciones de que obtengan conocimientos que les permitan reflexionar sobre  las causas  que dan origen, a cada uno, de los eventos  sociales, económicos  y culturales que se desarrollan en su entorno.

Por eso, si un alumno no puede expresar sus juicios  con palabras claras, sus ideas no pueden desarrollarse con u pensamiento lógico, que  le sirva de apoyo, por tanto el esfuerzo del profesor debe orientarse a que el alumno vaya desarrollando un pensamiento lógico, ya que  la gran debilidad que registra la educación del presente se debe a que  los estudiantes sólo están memorizando los aspectos de un  contenido o de una realidad social, sin embargo no se le esta enseñando a razonar sobre esa realidad, para que a través de los conocimientos obtenidos sean personas creativas, capaces  de transformar  y cambiar esa realidad en la que están viviendo y en la que tienen que interactuar con otras personas.

Por eso la misión de la educación debe orientarse a formar alumnos  que aprendan a pensar  de manera reflexiva y  lógica y que aprendan además a formarse ideas y juicios generales para que a través de un proceso de reflexión y comprensión puedan sacar conclusiones de los contenidos que están aprendiendo en las aulas. El maestro debe hacer un esfuerzo para que el alumno comprenda la utilidad que tienen esos conocimientos para que en el presente y en el futuro este pueda utilizarlos a favor de su familia  y de la sociedad. 

El maestro,  por medio de su explicación oral, debe ir introduciendo al alumno en la reflexión  y la comprensión de los contenidos que se están trabajando y aprendiendo, este también debe poner al alumno  en condiciones de que pueda desarrollar sus habilidades  y destrezas, de forma que lo que ha ido aprendiendo en las aulas le permita formarse hábitos de estudios  y valores que le hagan ver la importancia de aprender  y la utilidad de ese aprendizaje para su propio desarrollo material y espiritual y para su crecimiento, como ser humano, en su medio social.

Por eso el proceso de enseñanza - aprendizaje debe ser motorizado en un actividad conjunta del maestro y del alumno, en donde el alumno debe jugar un rol activo en la construcción de sus propios conocimientos, a través de un proceso de reflexión y comprensión de los contendidos  de la asignatura que se esta trabajando.

El maestro no debe perder de vista que una correcta descripción oral de los contenidos  que se están trabajando  son de mucha importancia  para el aprendizaje del alumno,  porque ello le ayuda a captar los alcances  de los contenidos que se están impartiendo, por eso las explicaciones del maestro deben estar orientadas a que el alumno le preste atención a las particularidades principales y a las características del tema que se esta trabajando y sus relaciones con el medio social.

El maestro en las aulas debe de estar consciente de que para el alumno ir obteniendo conocimiento y e ir consiguiendo una educación de calidad  se hace necesario que el como educador comprenda que los conocimientos  no deben ser transmitidos como una simple fotografía, sino que él, como educador, debe estar consciente que para tener alumnos con un buen rendimiento escolar se necesita que el alumno vaya desarrollando una capacidad de reflexión y comprensión y que al mismos tiempo deben ir aprendiendo a ser capaces de ordenar y evaluar lo que el propio alumno ha  ido aprendiendo, esta es la mayor garantía para que el maestro forme un estudiante que no sólo actúa  correctamente, si no que al mismo tiempo piensa correctamente. 

El maestro cuando instruye y educa a sus alumnos debe tener  presente que las personas cuando observan objetos de un paisaje o de una realidad social, con esa simple observación estos se forman en sus mentes reservas de conocimientos, en formas de suposiciones e ideas, por eso, como mucha mas razón, el maestro debe procurar que sus alumnos entiendan de forma reflexiva el tema que se esta desarrollando en el aula.

Cuando el maestro desea ir formando alumnos con capacidad de discriminación de los hechos, contenidos  o de la realidad social  que esta estudiando debe tener presente que este necesita desarrollar su pensamiento, ya que mediante la reflexión y la comprensión este consigue ponerse en capacidad de penetrar las caracterizas generales de los hechos y puede, además, ponerse en capacidad  de formarse juicios y conceptos, que le permitan analizar, sintetizar y sacar conclusiones  de los objetos o fenómenos observados.

Cuando el maestro esta empeñado en que sus alumnos  adquieran una educación de calidad  no debe perder de vista  que no es lo mismo hablar de habilidades, destrezas y hábitos en un sentido practico, que cuando hablamos de estas en el plano intelectual. Las primeras son puestas en práctica, en su vida diaria, por personas que  no han tenido una formación intelectual. En cambio las habilidades, destrezas y hábitos intelectuales sirven de apoyo al trabajo que el maestro desarrolla en las aulas frente a sus alumnos. Cuando el maestro pone en práctica las habilidades y destrezas intelectuales consigue que el alumno desarrolle una labor  creadora que se traduce en beneficio  del propio  alumno, ya que la actividad creadora del alumno le permite adquirir  nuevos conocimientos y nuevas capacidades, por eso el rol del maestro debe consistir en ayudar a desarrollar   esos conocimientos y esas capacidades para que los mismos se consoliden en la practica docente.

El proceso de enseñanza aprendizaje para lograr el objetivo de una educación de calidad necesita poner en práctica el método que se fundamenta en la reflexión y la comprensión de contenidos, ya que  a través de éste el alumno utiliza más el razonamiento que la memoria en el proceso de aprendizaje. Con este método el alumno  aprende a buscar las causas y las relaciones que explican el hecho social en su origen y desarrollo.

La educación nacional no sólo exige de un mayor presupuesto para mejorar su calidad, si no también de una voluntad política orientada en ese sentido por todos los actores del sistema, como son el Estado,  la familia, los docentes, las iglesias y los empresarios, entre otros. La mejoría en la calidad de la educación es, por tanto, una tarea de todo el conjunto que conforma el sistema educativo nacional. Una educación de calidad  es un compromiso que debe ser compartido por todos estos sectores, ya que ello es una condición necesaria para ir cambiando, de forma paulatina, un sistema educativo que esta dando muestra de altos niveles de deficiencias, y ello no ayuda a la formación de profesionales competentes para hacerle frente a los desafíos laborales y de producción de bienes, única garantía para  desarrollar al país  y sus instituciones representativas.

La calidad de la educación y de los profesionales que salen de los centros de estudios del país  es una condición necesaria, además, para afianzar los niveles de convivencia y estadidad social, y de paso disminuir  los niveles de violencia, que como sociedad,  en la actualidad, estamos padeciendo.

Autor: Evelio Arroyo

Copyright 2014 El Nuevo Diario | Todos los derechos reservados.

 
 
El embajador de los Estados Unidos de América en compañía de su esposo el sr. Bob Satawake ofrecieron un cocktail en honor a las personas y entidades que colaboraron para la realización de la fiesta de celebración de la Independencia de los Estados Unidos el pasado 4 de julio.
Pizzarelli innova con la apertura de su Trattoria
Leer Más [+]
UNO entre las “Mejores empresas para trabajar”
Leer Más [+]
Inauguran en el MAM “Ramón Oviedo, El Triunfo del  Espíritu”
Leer Más [+]
CICOM bendice su nueva oficina; hace homenaje a Tomas Pastoriza
Leer Más [+]

RedesSociales

CARICATURA
MÁS NOTICIAS DE HOY
Portada | Noticias Anteriores | Clasificados | Contáctenos
Desarrollado por Merit Designs
Avenida Francia No.41 esquina Rocco Cochía
Santo Domingo, Distrito Nacional,
República Dominicana
Teléfono: (809)687-7450 Fax: (809)687-3205
Email: redaccionnd@gmail.com